Francisco pide perdón a los católicos de Sudán del Sur y Congo y promete visitarles «cuanto antes»
13 junio, 2022
«Que los monjes y monjas podamos ayudar a construir una Iglesia más fraterna y alegre, sin condenas, sin exclusiones»
13 junio, 2022
Mostrar todo

San Antonio de Padua (El santo que resulta familiar a todo el mundo)

Un santo para cada día: 13 de junio

Es frecuente ver imágenes o cuadros de San Antonio de Padua con el Niño Jesús en sus brazos; esto es porque cuentan que una noche, no podemos precisar en cuál de los momentos de su vida, se le apareció el Niño Jesús, lo tomó en sus brazos y estuvo así con Él en sus brazos toda la noche.

A este Santo, contemporáneo de San Francisco de Asís y Santo Domingo de Guzmán, gran orador y gran teólogo, le han llegado a calificar como el más grande taumaturgo de todos los tiempos, incluso poseedor del don de la bilocación.

Fernando Bulhoes y Tavero nació en un barrio de Lisboa próximo a la Catedral, entre 1188 y 1191 (según los autores). Se destacó desde niño por su gran devoción a la Santísima Virgen y a Jesús Niño. Como vivía cerca de la Catedral acudió a la Escuela Catedralicia y allí recibió un primer aprendizaje. Ya de adolescente ingresó en el monasterio agustino de San Vicente de Fora, en una colina a las afueras de Lisboa. Pasó allí dos años, yendo después a la Casa Madre en Coimbra, donde ingresó a los 17 o 18 años (según los autores). Allí se entregó a la oración y al estudio.

Él deseaba ir a Misiones en África, pero esa Orden no las tenía en ese continente, por lo que decide trasladarse al monasterio franciscano, cambiando su nombre de pila por el de Antonio. En el año 1220 vistió el hábito franciscano y se va hacia Marruecos; al llegar allí contrae una grave enfermedad que le retiene en cama un tiempo y deciden repatriarlo, pero una tempestad empuja la nave hacia Sicilia y se refugia en un convento franciscano cerca de Mesina.

Una vez recuperado acude al Capítulo General, presidido por San Francisco de Asís y después el Provincial de Romaña lo lleva consigo al Eremitorio de Monte Paolo. Allí vive solitario en una cueva, alternando con los actos comunitarios. En 1221 predica un sermón ante franciscanos y dominicos, quedando todos maravillados de su sabiduría. Entonces el Provincial decide dedicarlo al apostolado.

Para seguir leyendo: https://www.religiondigital.org/un_santo_para_cada_dia/San-Antonio-Padua-resulta-familiar_7_2459224067.html


Notice: Trying to access array offset on value of type null in /home/misioner/public_html/padresblancos/themes/betheme/includes/content-single.php on line 286
Manolo Fernández